sábado, 21 de septiembre de 2019

Créditos por el armado y montaje del Museo de Ciencias Naturales de Miramar.



AGRADECIMIENTOS POR EL ARMADO DEL MUSEO.

El equipo coordinado por la Fundación Azara para el montaje de las distintas salas del museo estuvo integrado por las siguientes personas e instituciones:

Idea y dirección: Daniel Boh, Adrián Giacchino y Mariano Magnussen.

Administración: Juan Manuel Meluso y Daniel Boh.

Textos: Adrián Giacchino, Sergio Bogan, Daniel Boh, Federico Agnolin, Mariano Magnussen  y Mónica Ávila.

Diseño: Mariano Masariche. Montaje: Daniel Boh, Mariano Magnussen, Alejandro Galvano y Mariana Short.

Fotografías: Adrián Giacchino, Mariano Bonomo, Federico Agnolin, Martín Brunella, Nicolás Cetra, Cintia Celsi, Marcos Cenizo, Daniel Boh, Mariano Magnussen, Cota Cero Buceo, Archivo General de la Nación, y Archivos del Museo de La Plata, del Museo Argentino de Ciencias Naturales "Bernardino Rivadavia", de la Fundación Azara y del propio museo.

Documentos históricos: Archivos del Museo de La Plata, del Museo Argentino de Ciencias Naturales "Bernardino Rivadavia", de la Fundación Azara y del propio museo.

Selección y acondicionamiento de piezas exhibidas: Daniel Boh, Mariano Magnussen, Adrián Giacchino y Sergio Bogan.

Réplicas de fósiles y montaje de esqueletos de especies fósiles y vivientes: José Luis Gómez, Daniel Boh, Mariano Magnussen, Adrián Giacchino, técnicos de la División Paleontología de Vertebrados del Museo de La Plata, equipo de técnicos del Museo Argentino de Ciencias Naturales "Bernardino Rivadavia" dirigidos por Marcelo Isasi y técnicos de la Fundación Azara.

Reconstrucciones en vida a tamaño natural de fauna extinta: Alejandra Gabriela Monteverde y José Luis Gómez. Reconstrucciones en vida a escala de megafauna: Miguel Ángel Lugo y Daniel Boh. Bustos de Florentino y Carlos Ameghino: Alejandra Gabriela Monteverde.

Equipos coordinados: Asimismo queremos agradecer a los siguientes investigadores que colaboraron con el equipo coordinado por la Fundación Azara: Mariano Bonomo (arqueólogo e investigador del CONICET-UNLP), Sebastián Apesteguía (paleontólogo e investigador del CONICET-Fundación Azara), Eduardo P. Tonni (jefe de la División Paleontología de Vertebrados del Museo de La Plata), Fernando Novas (paleontólogo e investigador del CONICET-MACN), Marina A. Homberg (ecóloga y directora del Área de Biodiversidad de la Fundación Azara), Cintia Celsi (bióloga y coordinadora del Proyecto Costas Bonaerenses de la Fundación Azara) y Carlos Adrián Quintana (paleontólogo del Laboratorio de Arqueología de la Universidad Nacional de Mar del Plata).

La creación del museo por parte de la Municipalidad de General Alvarado y de la Fundación Azara contó además con el invalorable apoyo de:  

Universidad Maimónides  -  COFECYT CONSEJO FEDERAL DE CIENCIA Y TECNOLOGÍA - ASOCIACIÓN AMIGOS DEL MUSEO PUNTA HERMENGO.















Se inauguró el nuevo Museo de Ciencias Naturales de Miramar.











Quedo inaugurado formalmente el Museo de Ciencias Naturales de la localidad bonaerense de Miramar, por medio de un convenio entre el Municipio de General Alvarado y la Fundación Azara.

Miramar – En horas del mediodía del día viernes, con presencia de autoridades municipales, miembros de la Fundación Azara de historia natural, personal del museo, miembros de la Asociación de Amigos y público en general, quedo inaugurado el flamante Museo de Ciencias Naturales de Miramar.

La nueva institución, debe su origen al anterior museo, el cual contenía exhibiciones de ciencias naturales e historia local. Pero la necesidad de fundar un nuevo museo que coleccionara, estudiara y exponga las riquezas naturales de la región tiene vieja data. Los hallazgos paleontológicos y biológicos, sumado a la importante presencia en medios de comunicación de todo el mundo, logro que el municipio local y la fundación científica, firmaran  en febrero de este año, un convenio para crear en conjunto esta institución
La idea de abrirlo al público en esta fecha, es por el 131º aniversario de la ciudad. El edificio que fue destinado para este proyecto, incluyó el arreglo y adaptación de techos, paredes, electricidad y pintura entre otros trabajos, para poner en valor  la antigua “Casa de Huéspedes”, situada en el acceso al vivero dunícola “Florentino Ameghino”, un magnifico bosque artificial de unas 502 hectáreas.

Esta enorme casona de la década del “30”, fue adaptada para tal fin. En ella se prepararon ocho salas de exhibiciones, que incluyen grandes esqueletos de megafauna prehistórica, fósiles regionales, historia del “Hombre de Miramar” basado en antiguas hipótesis de los hermanos Ameghino, arqueología local, exhibición marina entre otras. Además de  modernos laboratorios de preparación y estudio, oficinas, depósitos de colecciones entre otros, citaron las fuentes.

El edificio del nuevo Museo de Ciencias Naturales, está rodeado de un magnifico parque, que incluye además criaturas de tamaño natural, como  los extintos gliptodontes o tigres dientes de sable, o criaturas marinas como el calamar gigante o la tortuga laúd, y otros para ir descubriendo en el paseo.

Además de las emotivas palabras del Intendente local German Di Cesare, y del Presidente de la Fundación Azara, Adrián Giacchino, se procedió a un reconocimiento público y merecido  a Daniel Boh y Mariano Magnussen, como miembros fundadores del nuevo museo.

El diente de sable que dio origen al Museo.
El fortuito hallazgo de huellas fósiles únicas en el mundo de un gran tigre dientes de sable (posteriormente denominado Felipeda miramarensis, en honor a la ciudad), encontradas cerca del muelle de pescadores por Mariano Magnussen en 2015, fueron recuperados y estudiado en conjunto con Daniel Boh, y científicos de la Fundación Azara, Universidad Maimónides, Museo Argentino de Ciencias Naturales y Conicet, fue el detonante para que autoridades locales pusieran en valor el antiguo chalet abandonado, y se convirtiera en un moderno museo dedicado únicamente a las ciencias naturales.
Más reconocimientos.

La Fundación Azara y la Universidad Maimónides, decidieron en conjunto que las salas llevaron los nombres de distinguidos investigadores y científicos de reconocimiento internacional, que basaron sus estudios y descubrimientos en las inmediaciones de la ciudad de Miramar. Entre ellos, los ya fallecidos Osvaldo Reig y Rosendo Pascual, como así también, al Doctor Eduardo Tonni, que estuvo presente en el acto.

El Nuevo Museo.

Originado de anteriores colecciones, tuvo gran auge en los últimos años por magníficos aportes a la paleontología y a la biología marina. El museo posee una gran cantidad de restos fósiles locales (de los últimos 4 millones de años) y otros colectados en distintas partes del país. Además de una importante cantidad de restos marinos, que van desde pequeñas criaturas a grandes ballenas, restos arqueológicos de antiguos grupos humanos entre otras colecciones, que conforman miles de piezas, de las cuales se tomaron las más pedagógicas para conformar las muestras exhibidas.

Fundación Azara  

Las investigaciones realizadas los últimos 18 años por la Fundación Azara aportaron más de 100 especies nuevas para la ciencia, tanto fósiles como vivientes. En sus colecciones científicas, abiertas a la consulta de investigadores de todo el mundo, se atesoran más de 200.000 objetos de geología, paleontología, botánica, zoología, arqueología y etnografía. Unos 300.000 jóvenes participaron de sus diferentes actividades educativas (talleres, charlas, visitas guiadas, clubes de ciencias) y las exhibiciones itinerantes fueron visitadas por más de 5.000.000 de personas en más de una veintena de países. Además gestiona varias instituciones del país.


domingo, 15 de septiembre de 2019

Invitacion a la Inauguracion del Museo de Ciencias Naturales de Miramar.


El nuevo Museo de Ciencias Naturales de Miramar está tomando forma.


Próximamente se inaugurará. En la foto Mariano Magnussen (Museo de Miramar) y Adrián Giacchino, (presidente de la Fundación Azara) monta los esqueletos de un perezoso gigante y un tigre dientes de sable. Foto de Liliana Olivieri.
Las refacciones en la sede que albergará a al nuevo Museo de Ciencias Naturales de Miramar marchan a paso firme en las distintas salas que albergarán la valiosa exposición local.
La idea es poder inaugurarlo para el 20 de septiembre como parte de los festejos del 131º aniversario de la ciudad, aunque teniendo en cuenta ciertos factores, incluyendo el clima, ese período se podría extender algunos días más.
En las próximas semanas estará culminada toda la parte interna del edificio que incluyó techo, paredes, electricidad y pintura entre otros trabajos, para poner en valor  la antigua “Casa de Huéspedes”, situada en el acceso al vivero dunícola “Florentino Ameghino” por avenida 26 y que en su momento supo albergar a ingenieros y demás funcionarios que desarrollaron tareas de investigación y cuidado del mencionado bosque implantado de 502 hectáreas.
Cabe señalar, que el proyecto cuenta con el trabajo conjunto del municipio de General Alvarado y la prestigiosa Fundación Azara que este fin de semana envió un camión con réplicas de animales prehistóricos que formarán parte de la exposición.

La añeja propiedad sufrió algunas modificaciones para adaptar las salas, que serán siete en total. Cuatro de ellas serán dedicadas a paleontología, también habrá un hall de entrada con información general,  un área sobre arqueología local y por último la galería  que integrará  todo lo relacionado a fauna marina.
“Quedará pendiente para después de la inauguración el armado del esqueleto de una o dos de las ballenas encontradas en las playas de Miramar. También en la nueva sede funcionará un laboratorio, depósitos, oficinas y baños, incluido uno adaptado para personas con discapacidad”, dijo a LA CAPITAL, el director del Museo de Miramar, Daniel Boh.
Cuando el bosque vivero dunícola pertenecía al Gobierno de Provincia, los ingenieros que venían a realizar tareas de investigación se alojaban en la renovada propiedad edificada en la década del ‘30.
En cercanías, está la conocida “Casa de los Presidentes”, que fue albergue justamente en distintos períodos, de políticos locales y nacionales, pero hoy se encuentra inutilizable ya que un durante un temporal cayó un árbol y dañó seriamente las instalaciones.
Fundación Azara  
Las investigaciones realizadas los últimos 17 años por la Fundación Azara aportaron más de 50 especies nuevas para la ciencia, tanto fósiles como vivientes.
En sus colecciones científicas, abiertas a la consulta de investigadores de todo el mundo, se atesoran más de 200.000 objetos de geología, paleontología, botánica, zoología, arqueología y etnografía.
Unos 300.000 jóvenes participaron de sus diferentes actividades educativas (talleres, charlas, visitas guiadas, clubes de ciencias) y las exhibiciones itinerantes fueron visitadas por más de 5.000.000 de personas en más de una veintena de países. Texto LaCapital. Foto Liliana Olivieri.

sábado, 31 de agosto de 2019

Museo de Ciencias Naturales de Miramar. Antecedentes, origen y fundación.


En febrero de 2019, la Municipalidad de General Alvarado y la Fundación Azara firman el convenio para la creación del Museo de Ciencias Naturales de Miramar “Punta Hermengo”, a partir de antecedentes y colecciones anteriores, dándole un nuevo espacio edilicio y separando las áreas de ciencias naturales e historia y tradición de la anterior institución, fundando así, su nueva ubicación en septiembre de 2019.
El nombre "Punta Hermengo" que acompaña a la institución, debe su origen a un accidente geográfico ubicado sobre la costa, a unos pocos metros de la entrada al vivero y del muelle de pescadores,  conocido desde el siglo XVIII por distintos navegantes europeos.
El mismo fue colocado por el Padre Jesuita Joseph Cardiel, el 28 de mayo de 1748 como de “San Hermenegildo”. En 1798 figura como “Pta. De S. Hermeneg” y posteriormente se le eliminaron otras letras quedando con su denominación actual, ósea, Punta Hermengo.
El museo es el organismo encargado de controlar los yacimientos paleontológicos y arqueológicos locales protegidos por una Ordenanza Municipal desde 1988. Los fines de la institución están orientados a la educación, a la conservación del medio ambiente y a la investigación científica. El museo tiene la función de resguardar el patrimonio natural y colectivo de la región.
El Museo y su origen.
Comenzado el siglo XX José María Dupuy (hijo) asumió como Subprefecto de nuestra ciudad. Su función principal era la seguridad marítima y de los bañistas que llegaban a nuestra ciudad para pasar sus vacaciones.
Su amistad con el viajero naturalista Lorenzo Parodi hizo que se contactara con las más importantes personalidades científicas de su época, de lo cual existe una interesante documentación. El mismo Parodi poseía una "chacra-museo" en lo que es hoy día la Diagonal R. Mitre. Dupuy dejó su cargo en 1930 y se trasladó a Quilmes llevándose su colección particular. Similar suerte corrió la colección de Parodi. Recién en la década de 1970, un grupo de entusiastas aficionados impulsó la idea del museo, que se concretó en 1973. Luego de un período de conflictos en el cual la mayor parte del material se pierde, en 1975-1976 la Municipalidad y una Comisión presidida por el Dr. Juan Manuel Duclós Peña y Roxana Sciorilli-Borrelli, solicitaron a las autoridades provinciales los edificios ubicados en el Vivero Dunícola "Florentino Ameghino", inaugurándose el Museo en 1977. 
Se le asignaron también cinco hectáreas para su parque propio y futuras ampliaciones, y luego el vivero pasó a la Municipalidad (1979). Hasta 1983 sobrevino otro lamentable retroceso para la institución y desde entonces se inició una lenta tarea de reconstrucción.
Recién entre 2012 al 2018 el Museo vuelve a tomar un gran impulso, no solo por la cantidad y calidad de sus hallazgos paleontológicos, sino por la transformación periódica de sus exhibiciones en el antiguo edificio, con textos y materiales pedagógicos, sino también por su presencia en medios de comunicación de todo el mundo.
Un nuevo perfil y un nuevo museo.
El hallazgo de las huellas fósiles de Felipeda miramarensis, un tigre dientes de sable del Pleistoceno, provoca un interés mundial de esta institución, como así también el interés desde la Municipalidad de General Alvarado en construir o trasladar a un lugar más apropiado el anterior “Área de Ciencias Naturales”. Fue así que junto a la Fundación Azara, se decidió recuperar un antigua chalet dentro del mismo bosque del Vivero de Miramar, y poner en valor el edificio histórico y fundar así en septiembre de 2019, el “Museo de Ciencias Naturales de Miramar Punta Hermengo”.

Fundadores del Museo de Ciencias Naturales de Miramar;
Adrián Giacchino, Daniel Boh y Mariano Magnussen.